Ricardo Proaño Brunis, 65 años en el ejercicio del periodismo

Periodista, locutor, actor de radio teatro, radio novelas, y uno de los mejores cantantes de su época

Noriko Machado

Fotos: Orlando Guevara

Ricardo Proaño Brunis, nacido en tierras ecuatorianas por el año de 1923, fruto del amor de Manuela Brunis y Jose Ricardo Proaño González, ha logrado mantenerse -hasta ahora- como uno de los más antiguos pero constantes y talentosos periodistas del país, que ha ejercido en la mayoría de los medios de comunicación social: Radio, prensa y televisión.

Ricardo Proaño Brunis

Ricardo Proaño Brunis, No podría escoger otra profesión salvo el periodismo. Con ella crecí, viví plenamente

Su pasión por la literatura y escritura comenzó desde muy temprana edad. Eso lo ayudó a ganar en la escuela, varios premios por cuentos de su autoría. Uno de ellos fue Campanadas Elocuentes, que narra la historia de una muchacha humilde que se ganaba la vida limpiando casas. El relato cuenta que un día su patrón la ultrajó, y ella al decirle a su padre generó en él un deseo de venganza y muerte, que sólo neutralizó el toque de las campanas de una iglesia cercana.

Inicios

En sus primeros años obtuvo varios reconocimientos por su habilidad con la pluma y el papel, pero un factor clave lo alejó de su desarrollo integral como reportero: La inexistencia de facultades de periodismo en Ecuador. Eso lo obligó a declinar por el Derecho, que estudió durante un año completo y que luego abandonó para seguir trabajando en las letras y la comunicación social, sus dos grandes pasiones.

Después se embarcó en un viaje de Ecuador a Venezuela. Aquí formó una familia numerosa de donde surgieron profesionales, sastres, educadores  y artistas en Victoria Mercedes (Nena), Jose Ricardo (Pepe), Zoila Gloria, Sixto Ricardo, Marta Isabel (Poyoto), Luis Felipe (Lucho), Zaida María, Roberto, María Graciela (Chela), Richard e Igor Federico, con una tercera generación de 25 Nietos y una cuarta de 15 Bisnietos.

Desde su arribo al país en el año 1947, y una década más tarde fundó Radio Periódico de Yaracuy, donde antes sólo se leían las noticias publicadas en los diarios. Según dijo, alentó a sus iguales a dedicar mayor pasión en lo referente al periodismo, incluso creó un editorial sobre temas de interés general.

“Mi paso por el periodismo radiofónico fue extenso. Trabajé en diferentes medios de comunicación radial, tal como Radio Continente, Rumbos, Popular de Maracaibo, Nacional y Espejo, entre otras. Recuerdo que en ese tiempo usábamos micrófonos unidireccionales de carbón, en unas grabadoras de gran tamaño. Se hacía difícil obtener el sonido pero las captaba. Las grabaciones se pasaban a discos de 33 revoluciones por minuto (RPM), los conocidos vinilos, pero también las habían en cintas y cable”,  apuntó Proaño Brunis.

Su paso por la radio fue de la mano con la escritura, pues como protagonista de radio teatro y radio novelas, le tocó idear importantes libretos de obras, que tuvieron a más de uno “enganchados” por los acontecimientos que surgían en cada capítulo. Confesó haber actuado con muchos periodistas de renombre y que por fallas de memoria no logró recordar. Aun así, manifestó haber “pulido” a figuras del medio yaracuyano como Cruz Ramón Galíndez, de quien mostró respeto y admiración por su estilo y ética profesional.

“Creo -aunque no estoy seguro- que de mi generación soy el único con vida y en ejercicio desde mi hogar. Así de larga ha sido mi trayectoria. Puedo decir que de todo lo que viví, agradezco en primer lugar a los que me ayudaron a ser quien soy ahora, y a quienes fueron mis oyentes por haberme dado su preferencia y entender el mensaje que quise expresar”, acotó.

Periodismo de antes y ahora

Muchos identificarían cambios palpables en el periodismo que se ejercía en otras épocas al de hoy, pero no Proaño Brunis, quien enfatizó en que sólo las transformaciones se debieron a la cantidad de nuevos medios de comunicación que se crearon hasta llegar a la era digital, apoyado por la globalización.

“Como profesión encuentro pocas diferencias, tal vez que hay más ramas: de opinión, informativo, televisivo, y en muchas de ellas trabajé. Creo firmemente que se mantiene la misma dignidad y responsabilidad para no desacreditar a alguien, esto por la facilidad en como uno se expresa al hablar, escribir o proyectar imágenes. La ética viene con el ser humano. Uno como periodista debe ser respetuoso, es nuestro deber y obligación. Si fallamos en eso estaremos mal ante nuestros seguidores”, destacó.

Pese a que nunca se graduó como licenciado en Comunicación Social, su vasta experiencia le antecede y es un referente de la vieja escuela, donde lo que más “importaba” era la pasión que le impregnaba cada reportero al trabajo diario. Proaño viene de la época de la Asociación Venezolana de Periodistas (AVP), ahora conocida -tras ciertos cambios- como el Colegio Nacional de Periodistas (CNP), que reunió a los comunicadores de nuestro territorio.

“Tengo una anécdota de cuando reuní todos mis papeles y me dispuse a sacar la licenciatura en Comunicación Social. En ese momento hablé con uno de los directivos del CNP en Trujillo, sobre mi intención de formalizar mi carrera, a lo cual me dijo muy tajante: ‘¿Usted como que es pendejo?, muchos quisieran tener su conocimiento y experiencia en los medios. Déjese de vainas’. Ahí entendí que ya mi nombre tenía peso para los demás, y eso es valioso”, expresó.

Pero el entusiasmo y la dedicación a tiempo completo por el mundo de la comunicación e información, aparte de laureles profesionales, premiaciones y reconocimientos, dio frutos muy ligados a sus hijos, dos de los cuales han seguido sus huellas en el periodismo: Zaida Proaño, fundadora de Radio Prisma junto a su esposo, el también comunicador social Carlos “Negro” Castillo, así como Igor Federico, el menor de sus hijos, reportero gráfico y estudiante de comunicación social, quienes como él se han dedicado con pasión a esta noble e interesante.

Tanto para sus hijos, como para las personas que  apenas incursionan en este modo de vida, les aconsejó mantener por encima de todo el sentido de responsabilidad hacia quienes reciben el mensaje, y laborar dignamente obviando cualquier intención de ofenderlos.

Retiro de los medios

En un momento dado, Proaño sufrió un fuerte malestar de salud que amenazó por convertirse en un terrible cáncer. Padeció una molestia en la garganta, que lo obligó a consultar a su médico. Éste le recomendó hacerse un tratamiento intensivo que después le afectó las cuerdas vocales y por ende su estilo de vida. Pasó de ser un dedicado locutor, actor de radio novelas, maestro de ceremonias y cantante, a aminorar el ritmo en contra de sus deseos.

“Mi salida de los medios se debió en parte a mi edad y al haber perdido la voz. Ya no era igual que antes. Yo cantaba bien y tenía influencias de la música argentina, venezolana y del Caribe. De hecho, mi atracción principal por esta tierra fue el tema Sombra en Los Médanos de Rafael Sánchez López. Pienso que no me he apartado totalmente de los medios, ellos se han apartado de mi, y es una realidad que le tocará vivir a muchos colegas en mis condiciones”, subrayó.

Aunque -en retrospectiva- vio con sentimiento cada paso que logró en su carrera, está consciente de lo necesario de abrir el camino para los nuevos periodistas con ánimos de progresar, y que sienten la misma curiosidad y energía de cuando sus años mozos. Recalcó que sería ilógico competir con ellos, por tanto prefirió continuar su labor desde casa, donde está abocado a un nuevo libro que recopilará sus entrevistas y material periodístico, para todos los interesados.

“Defendí, defiendo y defenderé el ejercicio de la comunicación libre. Es una de las profesiones más bellas del mundo y siento que no me equivoqué al elegirla. Pude ser abogado, pero debía decidir que rumbo tomar: O servir a los poderosos y ricos, o estafar a los pendejos. Definitivamente no era lo mío. Por eso, ejerceré hasta donde el cuerpo aguante, y ayudaré a consolidar cualquier cambio que sea necesario en beneficio del periodismo”, finalizó.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s